1_UE
1_andaluciasemueve1

Ciencias Sociales, Geografía e Historia

Publicado el 16 de septiembre de 2016 | por juan buenaventura

0

Tres décadas de historia en el Isla de León

Datos del Proyecto

Nombre del proyecto: 50 años de Historia en el Isla de León
Centro (donde se desarrolla la experiencia): IES Isla de León
Localidad y provincia: San Fernando (Cádiz)
Nombre del docente que coordina el proyecto: Juan Carlos Martín Lima
Estudiantes a los que va dirigido (nivel(es)/curso(s)): 3º y 4º ESO
Número de estudiantes: 10
Página web/blog del proyecto:
Enlaces de interés vinculados con el proyecto:

Descripción de la Experiencia

Otro año más termina el tiempo de Profundiza entre exámenes, informes, notas y alguna que otra celebración. Al contrario que en años anteriores, el proyecto que inauguramos este curso presentaba más complejidad organizativa. Al fin y al cabo, se trataba de contactar con antiguos alumnos de nuestro Centro y hacerlos participes de la historia del Centro, de la de San Fernando y de la de nuestro país a través de entrevistas. Tuvimos que hacer malabarismos para ajustar las sesiones a las posibilidades reales de asistencia de los entrevistados, se grabaron entrevistas por la mañana y pasadas las horas de las sesiones. Pero al final hemos conseguido unas 20 entrevistas. En términos generales, el procedimiento ha sido el siguiente:

Desde el principio nos dimos cuenta de que era imposible abarcar toda la historia del Centro. Nuestro Centro se inauguró en 1969. En primer lugar, no disponíamos de tiempo suficiente para abarcar los casi 50 años, y en segundo lugar, los dos miles nos parecían muy cercanos. Así que decidimos centrarnos en las tres primeras décadas. Por otra parte, necesitábamos dar un repaso a estos años pero era urgente comenzar a grabar las entrevistas. Por ello, acordamos comenzar por la década de los 90. Se elaboró un cuestionario tipo y repasando los acontecimientos más relevantes se creó una semblanza histórica de los años 90 que colgamos en nuestra página de facebook. Esta manera de proceder fue de gran utilidad, por un lado, conseguimos romper el pánico escénico, muchos de los entrevistados mostraban su reserva porque no sabían que le íbamos a preguntar. Poder leer el cuestionario y la semblanza en facebook permitió romper el hielo. Y en segundo lugar, la semblanza sirvió para refrescar el tiempo vivido en el Centro. Las semblanzas de los 80 y de los 70 vinieron después. De esa manera, entre sesión y sesión de grabación, nos dedicábamos a repasar los acontecimientos más relevantes de cada una de las décadas y a plasmarlos sobre el papel.

Después de la segunda sesión de grabación los alumnos dominaban a la perfección las técnicas de la entrevista y la grabación. Se movían como pez en el agua en el escenario que habíamos montado en el salón de actos y mostraban su soltura ajustando planos, organizando el espacio y controlando la iluminación. Habían interiorizado a la perfección la división del trabajo; mientras un par de alumnos recibían y explicaban a los entrevistados como se iba a desarrollar la sesión de grabación, los responsables de la cámara ultimaban los detalles y los entrevistadores, una vez roto el hielo, explicaban cómo iban a formular las preguntas.
Cada entrevista nos llevó, entre media hora y una hora la que más. Todo dependía del entrevistado. En principio, no había límite en las respuestas. Y era más que gratificante observar la cara de los alumnos cuando se contaban anécdotas que habían ocurrido en el Centro o cómo se habían vivido algunos de los acontecimientos que habían estudiado en los libros de historia. Aunque solamente fuera por esto, el proyecto ya había cumplido su cometido. En cada sesión de grabación hacíamos unas tres entrevistas, el día que más cuatro. Al final hemos terminado dedicando a la grabación cuatro sesiones y algunas horas extras por la mañana. Y se nos han quedado algunas pendientes, que nos reservamos para principios de septiembre.

La última sesión la reservamos para refrescar las técnicas básicas de montaje. Nos encerramos en la biblioteca y estuvimos peleándonos con el programa de montaje. No nos ha dado tiempo a hacer el montaje, que hemos prorrogado para las primeras semanas de septiembre. Eso sí, ya nos hemos dividido el trabajo, ya hemos acordado la estructura del documental y ahora nos queda lo peor. Nos hemos asignado las distintas partes del documental para seleccionar los minutos de metraje de la siguiente manera:

– Relevancia del Tuto en la vida de cada entrevistado (Pregunta ¿Qué supuso el instituto para tu vida?)
– Anécdotas y recuerdo de los compañeros (Preguntas ¿Recuerdas alguna anécdota que quieras compartir con nosotros? ¿Cómo recuerda a sus compañeros? ¿Recuerdas cuántos alumnos había por clase? ¿Y la proporción de alumnos y alumnas? ¿Qué actividades se hacían en el Centro? Destaca alguna actividad en la que participaste y de la que guarde algún recuerdo o fuese importante por algún motivo. ¿Cómo era la convivencia en el Centro? Con los compañeros, con los profesores…
– Lectura, ocio y música (Preguntas ¿Algún libro de lectura que leyeras en el instituto y te gustara? ¿Cómo disfrutabas de tu tiempo libre? ¿Qué música y bandas recuerdas de esa época?
– Historia (Preguntas ¿Cómo y qué recuerdas de la época que viviste en el Centro? ¿Qué acontecimiento recuerdas que ocurriera en San Fernando durante el tiempo que estuviste en el Tuto?
– Presentaciones de los entrevistados (Nombre y apellidos y fecha de ingreso y salida del instituto)

Como valoración final, creo que hemos cumplido con creces los objetivos que nos marcamos, hemos disfrutado y sobre todo hemos aprendido mucho y, creemos, hemos aportado nuestro granito de arena a la construcción de nuestra identidad como Centro. Por último, hemos de agradecer la afectuosa colaboración de todos los entrevistados. Y de nuevo, muchas gracias por brindarnos esta posibilidad y feliz y merecido verano para todos.

El diario de las sesiones de nuestro proyecto lo podéis encontrar en el siguiente enlace: https://elislaprofundiza.wordpress.com/

Créditos: Imagen de shutterstock

Tags: , ,


Sobre el colaborador



Deja un comentario

Volver arriba ↑